Todos los horarios
curiosidad

La increíble invasión de moco verde

Una extraña baba verde se extiende por el mundo y obstruye ríos distantes en Europa, Sudamérica, Oceanía…; se trata de una suerte de moco, que ha recibido el apodo de Didymo, causado por el alga microscópica Didymosphenia Geminata, y transportado de aquí para allá por el humano, conectando con sus botes un río con otro hasta cubrir silenciosamente el mundo entero.

Los investigadores están convencidos de que el moco no sería el problema sino el síntoma: la incómoda y pegajosa huella de los grandes cambios que están ocurriendo en los sistemas de agua dulce en el mundo entero. Y explican que cuando Didymo crea su moco gigante no se está reproduciendo, sino que se está transformando de algo benigno en algo maligno. Y esto es un efecto paradójico de la contaminación producida por el humano: Didymo sólo se vuelve maligno cuando hay muy poco fósforo en el agua, un nutriente frecuentemente asociado a la contaminación por detergentes y fertilizantes. Es decir que al intentar reducir la contaminación por fósforo se ha propiciado la invasión del moco verde.

Extrañamente, la presencia de Didymo en el agua eleva la cantidad de insectos pequeños, como los mosquitos y jejenes, y reduce la de los más grandes, así que a los peces no solo no los afecta de manera negativa, sino que proporciona más alimento. Así es que las consecuencias de esta plaga insólita no son más que su desagradable presencia estética, y cierta incomodidad para los pescadores; además de demostrar de manera escandalosa los efectos de la presencia humana en los ecosistemas de agua dulce.

FUENTE E IMÁGENES

BBC; Nuestro Mar